¡Hola!¡Buen día! [Regístrate] [Abre Tu Cuenta]

beruby.com - Empieza el día ahorrando
sección Descargas Alternativas Cómo ganar dinero en Internetx


TERAPIAS Y TEMAS ALTERNATIVOS DESTACADOS

Acupuntura (15) Animales (166) Artículo (167) Biodanza (13) Budismo (2) Carta Astral (3) Casa Rural (24) Centro (119) Crecimiento Personal (9) Crisis (17) Curso (331) Derechos Humanos (36) Ecología (65) Espiritualidad (23) Flores de Bach (5) Gestalt (7) Gratis (41) Herbolario (5) Higienismo (19) Holístico (1) Homeopatía (7) Librería (7) Masaje (36) Matrix (4) Meditación (19) Naturopatía (15) ONG (100) Osteopatía (5) Ovni (3) Parto Natural (8) Pnl (5) Quiromasaje (6) Reflexología (1) Reiki (19) Restaurante (24) Salud Natural (41) Sanación (35) Tarot (59) Turismo (164) Turismo rural (45) Veganismo (17) Vegetarianismo (20) Vida Sana (112) Yoga (43) Zen (11)



¿Qué misión tienen los extraterrestres en relación a la humanidad que habita el planeta tierra?

PAGINA PRINCIPAL SECCION Espíritu


Artículos interesantes
Los ovnis y los extraterrestres
[ver otros artículos]
[recomienda este artículo]

¿Qué misión tienen los extraterrestres
en relación a la humanidad que
habita el planeta tierra?

Recordemos las frases de Jesús en las que nos dice: "Piensan los hombres que la Misión del Mesías quedó terminada con el sacrificio de su vida, empero su muerte no fue más que el sello con que debía quedar consagrada la grandeza de su Obra, recién empezada con ella." "La redención humana no era ya posible por el solo esfuerzo del hombre y era necesaria la llegada del Mesías prometido." "La obra de la redención humana era encomendada al Mesías, que frente a ella ha de encontrarse todavía durante muchos siglos."

La misión de este Ser Crístico al encarnar en la Tierra con el nombre de Jesús, fue la de romper las tinieblas que envolvían a la Humanidad y la desorientaban, impidiendo que por sí sola pudiera salir del error y reemprender el camino de su evolución y progreso.

La misión de esta Fuerza Crística se dividio en tres grandes etapas. La primera etapa corresponde al período de preparación a la encarnación y se inicia con la venida a la Tierra, desde los planos de un mundo de Sabiduría, del Ser llamado Moisés. Un Ser, por lo tanto, extraterrestre, que tiene por misión sentar las bases luminosas sobre las que tendrán que apoyarse los demás Seres extraterrestres que se han comprometido a encarnar en el planeta y acondicionarlo para poder recibir con éxito al Mesías.

Debemos destacar la importante labor realizada por el Ser llamado Elías, el profeta, que más tarde volvería de nuevo a encarnar con el nombre de Juan el Bautista, el precursor de Jesús.

La segunda etapa corresponde a los años de vida física, durante los cuales Jesús demostró y enseñó cómo deben cumplirse las leyes Divinas en cada caso concreto para obtener el provecho de la prueba y el impulso de progreso consiguiente. Al mismo tiempo, este Ser Crístico fue el canal por el cual recibió y esparció por toda la Tierra torrentes de energía luminosa que debían neutralizar las tinieblas y permitir a las consciencias humanas entrever el camino correcto de progreso.

La tercera etapa se inicia cuando Jesús desencarna en la Tierra y empieza su misión cósmica de guía y ayuda a toda la Humanidad, convirtiéndose en el Ser que dirige todo el proceso evolutivo de las humanidades relacionadas con la Humanidad Tierra.

La misión de Jesús en estos momentos de cambio de Era o de final de un tiempo energético, es la de proporcionar ayuda a todos los Seres encarnados en la Tierra para que puedan comprender, actuar y cambiar su tono vibratorio. Esta misión tiene una envergadura tal que requiere la participación de todos los Seres espirituales conscientes y, de un modo especial de utilidad, de varias humanidades extraterrestres encarnadas.

Es así como podemos comprender la verdadera misión que tienen los Seres Extraterrestres en relación a la Humanidad que habita el planeta Tierra.

Siguiendo las instrucciones dadas por Jesús, nuestros hermanos extraterrestres se movilizaron y se desplazaron desde sus mundos hasta el planeta Tierra para realizar los trabajos encomendados y que no podían ser realizados por otros medios.

Para asegurar los resultados de toda la misión crística, un cierto número de Seres extraterrestres se dispusieron voluntariamente a encarnar en la Tierra como Seres terrícolas y poder ser puntos de apoyo importantes para sus hermanos, estando ya ahora entre nosotros y siendo sus físicos de edades diferentes.

Como vimos en el Tema anterior, los trabajos de estos hermanos extraterrestres se pueden dividir en seis fases, estando actualmente en la ejecución de la cuarta fase, consistente en la preparación de Seres humanos, que se encuentran en un nivel adecuado, para que puedan ser instrumentos útiles de esta Obra Redentora.

La quinta fase, que está pronta en llegar, tendrá por objetivo aunar a todos los Seres convertidos en instrumentos, juntamente con los extraterrestres encarnados, y transmitirles el conocimiento del estado actual de las energías y sus repercusiones en orden a tener conocimiento de los acontecimientos que se irán desencadenando y conocer las instrucciones de actuación que deberán cumplirse en cada momento concreto. Esta fase obligará que en algunos momentos sea imprescindible la relación a nivel físico entre los encarnados y los extraterrestres para poder exponer detalles precisos de actuación que no pueden ser expresados con total precisión por el canal intuitivo.

Será en estos momentos de compenetración en los trabajos y, por lo tanto, de compenetración armónica a nivel personal entre los extraterrestres y los Seres Instrumentos, cuando se producirá la reunión física visible, reunión que tendrá lugar en las propias naves por encontrarse en ellas los elementos de consulta necesarios.

Debemos entender que la preparación de los Seres humanos que desean convertirse en instrumentos útiles se realiza mucho mejor a nivel espiritual, cuando el Espíritu se encuentra libre de su envoltura física durante el sueño, que no en estado de vigilia, ya que en el primer caso el Espíritu se presenta con la comprensión y el conocimiento que tiene acumulado y aceptado y tal como él es y en el segundo caso todas todas las percepciones que se han ido grabando en su cerebro durante su vida física representa frenos, dudas, incredulidades y curiosidades que impiden la total armonización.

La sexta fase y última empezará en el momento en que todos los Seres extraterrestres y sus naves pasarán al nivel de vibración humana, haciéndose visibles. La Humanidad verá, entonces, miles de naves cubriendo los cielos y verá como descienden y se posan en los lugares establecidos de antemano, que habrán sido limpiados previamente de energía negativa. Se verá a los Seres humanos con vibraciones positivas y armónicas con las vibraciones de los Seres extraterrestres, acercándose a las naves y ser admitidos en su interior, dando comienzo de esta manera la evacuación masiva.

Esta última fase finalizará en el momento en que los seres humanos evacuados hayan sido acondicionados en los lugares de destino, que son diversos mundos cósmicos y que ya están preparándose para recibirles.

La misión, pues, de nuestros hermanos extraterrestres en relación a la Humanidad del planeta Tierra es una misión de Amor fraterno, totalmente altruista y en cumplimiento de las directrices de nuestro Maestro, nuestro hermano Jesús, que con ello expresa rotundamente el inmenso Amor de Dios hacia Su Obra, al movilizar todas las Fuerzas necesarias para que la evolución de Su obra no se estanque.

Finalmente podemos sintetizar diciendo que los Seres extraterrestres han sido llamados por la Fuerza Superior para pedirles su colaboración material en los trabajos de evacuación física terrestre y posterior retorno. Un trabajo material realizado con todo el sentimiento espiritual.



FUENTE: Libro "Tefilo nos habla sobre...", editado por el Centro de Estudios de Ciencias Universales, c/ Sant Pere Mártir, 35 bajos, 08012 - Barcelona (España), Tel: 93.2374772, Fax.: 93.4157611. Publicado en red alternativa con la autorización previa del centro, les damos las gracias por ello.